0

El antifaz veneciano

venetian masqueVendramin venía acompañado de un joven caballero llamado Nani, sobrino del Proveditor de las Lagunas, y se abrió camino sin ceremonia en el pequeño grupo des cuale Marc-Antoine formaba parte. De este grupo uno o dos lo evitaron inmediatamente en cuanto se acercó. Vendramin no era una persona  buscada especialmente por todos los caballeros venecianos. El joven Balbi y el mayor Andrea Sanfermo, con los cuales había Marc-Antoine había desarrollado en los últimos meses una cierta amistad, si no es que una amistad real, se mantuvieron en su sitio, pero con aire reticente.
Vendramin lanzó un cordial saludo a todos, y se inclinó para besar la mano de la Vicomtesse, que continuaba sentada.
Mientras se enderezaba, sus ojos sonrientes se encontraron con los de Marc-Antoine.
-¡Ah, monsieur l’Anglais! Usted también está aquí. Todavía permanece en Venecia. Amenaza con una residencia permanente.
El encanto de Venecia es una buena justificación. Pero no me gusta la palabra “amenaza”, yo no soy una amenaza, Ser Leonardo.
No una grave. -No -dijo Vendramin, en un tono que llamó la atención-. ‘Y puedo comprender que dichos encantos deben ser un hechizo potente para una persona acostumbrada a un bárbaro país del norte.
Se produjo un pequeño revuelo. Pero Marc-Antoine, aunque desconcertado, siguió sonriendo.
¡Ay, sí! Somos bárbaros allá arriba. Así es que venimos a Venecia para mejorar nuestros modales; para estudiar la elegancia en el comportamiento y las cortesías del lenguaje.
El mayor Sanfermo se echó a reír ante el astuto golpe, y algunos rieron con él, esperando que así terminaría el asunto.
‘Entonces viene a buscar lo imposible; a pedir higos a los cardos.
Marc-Antoine ya no podía tener dudas acerca del propósito de Vendramin, por poco que entendiera sus razones. Pero, imperturbable, soslayó la inquieta mirada de advertencia de Sanfermo,
-Nos juzga con severidad, Ser Leonardo. Posiblemente no habrá conocido muchos ingleses.’
-Más de los deseables. Lo he conocido a usted.
‘Ya veo. Como se dice ex uno omnes’. Ningún tono o manera podría haber sido más amable. “Pero es un mal razonamiento suponer que los defectos encontrados en un pobre inglés, son comunes a todos sus compatriotas. Incluso si usted hubiera sido el único veneciano que he conocido, dudaría en creer que todos los venecianos son groseros, mal educados, estúpidos y vulgares”.
Se hizo un súbito silencio. Vendramin palideció.
Bruscamente se sacudió de la mano de la Vicomtesse, que se había levantado alarmada.
-Eso es suficiente, creo yo. Nadie puede esperar que soporte tanto. Mi amigo aquí, Messer Nani, tendrá el honor de encontrarlo en su alojamiento.
Marc-Antoine mostró una inocente sorpresa. ‘¿Con qué propósito?’
Se produjo un bullicio, ya que la mayoría de los ocupantes de la antesala habían sido atraídos al lugar. La Vicomtesse rogaba a Sanfermo que interviniera, implorando a Nani que no hiciera caso a su amigo.
Vendramin, empujando a los que le rodeaban, se hizo escuchar. ‘¿Me pregunta con qué propósito? Usted sabrá, supongo, incluso en Inglaterra, lo que significa una satisfacción entre caballeros “.
‘Ya veo. -Ya veo -dijo Marc-Antoine, con el aire de alguien que por fin ha comprendido.
Perdone mi estupidez. El problema son nuestros diferentes códigos. No sé lo que puedo haber hecho para buscar esta provocación. Pero sé que hay ciertas circunstancias que me parece harían imposible honrar un encuentro entre nosotros. Eso sería ciertamente imposible en la Inglaterra bárbara. Y aún ahora apenas puedo creer que así es como se pagan las deudas en Venecia.
¿Pagar nuestras deudas? ¿Qué demonios quiere decir?
-Oh, ¿pero es posible que no haya sido claro?
Seguía siendo la esencia de la urbanidad, y parecía absolutamente tranquilo. Cuidadosamente sacudió una mota de sus lazos mientras hablaba. Pero bajo esa serenidad se agitaba la crueldad.
Había demasiadas razones por las que él mismo no pudo tomar el camino fácil de provocar a Vendramin. Pero puesto que el tonto se entregaba así a las manos de Marc-Antoine, tendría una completa satisfacción. Marc-Antoine no le perdonaría nada. Lo humillaría hasta el polvo, quitaría la elegante capa de los hombros de ese detestable individuo y dejaría al descubierto las úlceras que cubría.
-Debo ser más claro, entonces. En los últimos tres meses, Vendramin, me ha pedido prestadas varias sumas que ascienden a unos mil ducados. No me conviene entonces que cancele la deuda matándome. Tampoco me conviene perder mi dinero matándole. Ningún hombre de honor me obligaría a exponer el asunto con tanta claridad.
El rostro de Vendramin se volvió plomizo. Fue un golpe cobarde y despreciable que no esperaba.
Se sacudió de Nani y la Vicomtesse, que lo sostenían, pero se inmovilizó al oír la vibrante exclamación del Mayor Sanfermo.
¡Tiene razón, por Dios! Ningún hombre de honor lo haría.
-Mi asunto es con este inglés, mayor Sanfermo; Este cobarde que esconde detrás de sus ducados.
Pero Marc-Antoine ya no disimuló más. Su malvado propósito se había logrado.  Para Vendramin ahora sólo había ojos despreciativos y murmullos hostiles.
‘¡Oh! Si se trata de mi valor,  eso es otro asunto, con ducados o sin ducados.
Se inclinó ante Nani. -Tendré el honor de recibirlo, señor.
Pero el brillo de satisfacción que apareció en los ojos de Vendramin, se apagó al escuchar la inesperada respuesta de Nani.
No llevaré mensajes para Messer Vendramin.
-Tampoco lo hará ningún otro caballero veneciano -añadió el mayor Sanfermo-.

(Rafael Sabatini, El antifaz veneciano)

Rafael Sabatini (29 de abril de 1875 – 13 de febrero de 1950) fue un escritor inglés de origen italiano. Conocido mundialmente por sus aclamadas novelas de aventuras, entre las cuales destacan Scaramouche, El capitán Blood, Bardelys el magnífico, Bellarión y El antifaz veneciano.

2

Sansón y Dalila

simson-und-delila-samson-delilah-max liebermann

Max Liebermann, Sansón y Dalila. Max Liebermann (20 de julio de 1847 – 8 de febrero de 1935) fue un pintor e impresor alemán, uno de los representantes de impresionismo en Alemania.

Una de las historias que contiene la Biblia, y que se ha hecho famosa, es la de Sansón, el último de los llamados Jueces de los israelitas, líderes del pueblo de Israel antes de la instauración de la monarquía. De acuerdo con el relato bíblico, Sansón tenía una fuerza extraordinaria, que yacía en su condición de nazareo, una de cuyas reglas era la de jamás cortarse el cabello. Su cruel destino fue sellado por su debilidad por las mujeres del enemigo, en especial la llamada Dalila.

rubens

Pieter Paul Rubens, Sansón y Dalila

Entonces ella le dijo: «¿Cómo puedes decir que me amas, si no confías en mí? Ya van tres veces que te burlas de mí, y aún no me has dicho el secreto de tu tremenda fuerza».
Como todos los días lo presionaba con sus palabras, y lo acosaba hasta hacerlo sentirse harto de la vida, al fin se lo dijo todo. «Nunca ha pasado navaja sobre mi cabeza —le explicó—, porque soy nazareo, consagrado a Dios desde antes de nacer. Si se me afeitara la cabeza, perdería mi fuerza, y llegaría a ser tan débil como cualquier otro hombre».
Cuando Dalila se dio cuenta de que esta vez le había confiado todo, mandó llamar a los jefes de los filisteos, y les dijo: «Vuelvan una vez más, que él me lo ha confiado todo». Entonces los gobernantes de los filisteos regresaron a ella con la plata que le habían ofrecido. 19 Después de hacerlo dormir sobre sus rodillas, ella llamó a un hombre para que le cortara las siete trenzas de su cabello. Así comenzó a dominarlo. Y su fuerza lo abandonó.
(Jueces 16:15-18)

(c) Walker Art Gallery; Supplied by The Public Catalogue Foundation

Pascal Blanchard, Sansón y Dalila

¿Qué más diré? Me faltaría tiempo para hablar de Gedeón, Barac, Sansón, Jefté, David, lo mismo que de Samuel y de los profetas.  Ellos, gracias a la fe, sometieron a otras naciones, impusieron la justicia, vieron realizarse promesas de Dios, cerraron bocas de leones,
(Carta a los Hebreos 11:32)

 

 

samson-and-delilah-giuseppe-nuvolone

Giuseppe Nuvolone, Sansón y Dalila

Al final Sansón, ante los ruegos de Dalila (porque estaba condenado a caer en la desdicha) la complació y le dijo que Dios cuidaba de él, y que él había nacido por su providencia, y que “de ahí es que yo dejo que mi cabello crezca, Dios habiéndome encargado de no tocar mi cabeza, Y de ahí mi fuerza correspone al aumento y crecimiento de mi pelo.” Cuando ella lo supo, le cortó el cabello y lo entregó a sus enemigos, cuando dejó de ser lo bastante fuerte como para defenderse de ellos;
(Flavio Josefo, Antigüedades de los Judíos)

samson-and-delilah-hendrick-van-somer

Hendrick van Somer, Sansón y Dalila

Hay algunos problemas respecto de quién pudo haber sido Sansón, si un personaje histórico o uno mitológico. En todo caso, las similitudes de Sansón con el semidios griego Hércules, son varias. Ambos luchan a mano limpia con un león, los dos son traicionados por una mujer y los dos también se suicidan.

Es de hacer notar que el nombre de Sansón se asemeja a la antigua raíz semítica que significa “sol”, y que su historia es la de un héroe dotado de poderes sobrenaturales, que está relacionado con la quema de las mieses y finalmente cae en una oscura cárcel en el oeste.
. . .
Los relatos acerca de dioses en los cuales “se cree”, o que son objeto de un culto, seguramente serán mitos, pero no todos los mitos son relatos acerca de dioses. Los relatos sobre Sansón en el Libro de los Jueces eran míticos para Europa occidental, porque pertenecían al núcleo central de la leyenda bíblica sacrosanta.
Sin embargo, las analogías estructurales de la saga de Sansón están puestas en forma de cuentos populares, y Sansón no era un dios.
(Frye Northrop, Una lectura mitológica y literaria de la Biblia)

samson-and-delilah-jose-echenagusia

José Echenagusia, Sansón y Dalila

Entre las luchas entre los danitas y sus señores filisteos surgió la leyenda de un héroe popular, Sansón. Este no es jefe de un ejército, como Barac, Gedeón o Jefté.
Es, en cambio, una especie de Robin Hood o de Supermán, que lleva una campaña en solitario contra el enemigo y que se abre paso por la fuerza bruta y no por la inteligencia o la habilidad.
No se sabe qué pequeña parte de verdad histórica subyace tras los relatos, sin duda exagerados, que se refieren a él, porque gran parte de la leyenda de Sansón encaja dentro de los mitos solares, tan corrientes en la antigüedad; en éstos, la vida del héroe refleja el curso del sol a través del firmamento.
(Isaac Asimov, Guía de la Biblia)

samson-and-delilah-jose-salome-pina

José Salomé Pina, Sansón y Dalila

Aunque Sansón es un héroe para el pueblo, después de todo mató a un incontable número de filisteos, poco bueno se puede decir de él en cuanto a su vida personal, su afición a las mujeres enemigas y la manera como se dejó vencer por las lágrimas femeninas merecen poco elogio.

En la abundante insensatez de Sansón, hay una escena que es la más insensata de todas. El recostó su cabeza sobre la falda de Dalila y todavía esperaba despertar con su cabello.
Normalmente, eso es lo que se espera después de dormir con alguien que amamos. Pero Sansón debía haberlo visto venir. Él engañó a Dalila tres veces cuando le explicaba de dónde sacaba su fuerza.
Ella intentó saberlo tres veces. La cuarta vez, Sansón le dijo la verdad. Y nunca se le ocurrió que ella lo intentaría nuevamente.
Dalila tenía razones convincentes: dinero. Sobornada por los líderes filisteos para que descubriera el secreto de la fuerza de Sansón, ella planeó una misión para sermonear a Sansón y llevarlo a la muerte.
(Stephen M. Miller, Grandes necios de la Biblia)

La historia de Sansón y su problema con Dalila ha servido para entretener al público, siempre ávido de aventuras y dramas.

Samson_and_Delilah_film_stillSansón y Dalila (Samson and Delilah) es una película estadounidense de 1949, producida y dirigida por Cecil B. DeMille. Fue interpretada por Hedy Lamarr en el papel de Dalila y Victor Mature en el de Sansón. George Sanders, participando también Angela Lansbury y Henry Wilcoxon.
Fue la película más taquillera de 1950. De sus cinco candidaturas a los premios Óscar, ganó dos: a la mejor dirección artística y al mejor diseño de vestuario.

sanson y dalilaSansón y Dalila (en portugués: Sansão e Dalila) es una miniserie brasileña de 2011, producida y emitida por Rede Record.​ Es la segunda producción de corte bíblico del canal.

 

 

Samson 2004 Chicago Lyric_sent_by_CicciSansón y Dalila (título original en francés, Samson et Dalila, Op. 47) es una grand opéra en tres actos con música de Camille Saint-Saëns y libreto en francés de Ferdinand Lemaire. Se estrenó en Weimar (Alemania) el 2 de diciembre de 1877, en una versión en alemán, en el Teatro Grossherzogliches (“del Gran Duque”, hoy la Staatskapelle Weimar).

 

 

0

Amedeo Modigliani

modigliani-autorretratoAmedeo Clemente Modigliani (12 de julio de 1884 – 24 de enero de 1920) fue un pintor y escultor italiano que trabajó principalmente en Francia. Es conocido por sus retratos y desnudos en un estilo moderno caracterizado por loa elongación de las figuras. La mayor parte de la producción artística de Modigliani consiste en pinturas y dibujos, pero entre 1909 y 1914 se dedicó a la escultura. Durante su vida tuvo escaso éxito, sus obras solo fueron valoradas después de su muerte.

The-Modigliani-exhibition-at-the-Palazzo-Reale-in-Milan-1024x501

amadeo-modigliani-grosser-liegender-akt-le-grand-nu-06948

0

Luis de Góngora

Luis de Góngora y Argote (11 de julio de 1561 – 24 de mayo de 1627) fue un poeta lírico español de estilo barroco. Considerado uno de los más grandes poetas de su tiempo, condición que comparte con su rival de toda la vida, Francisco de Quevedo. Su estilo se encuadra en lo que se llama culteranismo, también llamado gongorismo, que contrasta con el conceptismo de Quevedo. Su obra más famosa es Soledades, caracterizada por la relativa dificultad de su lenguaje y sus referencias mitológicas y eruditas.

SOLEDAD PRIMERA (Fragmento)

Aivasovsky_Ivan_Constantinovich_the_9th_wave

Ivan Aivasovski, La novena ola

Era del año la estación florida
En que el mentido robador de Europa
-Media luna las armas de su frente,
Y el Sol todos los rayos de su pelo-,
Luciente honor del cielo,
En campos de zafiro pace estrellas,
Cuando el que ministrar podía la copa
A Júpiter mejor que el garzón de Ida,
-Náufrago y desdeñado, sobre ausente-,
Lagrimosas de amor dulces querellas
Da al mar; que condolido,
Fue a las ondas, fue al viento
El mísero gemido,
Segundo de Arïón dulce instrumento.

andrei markin

Andrei Markin, Retrato

Mientras por competir con tu cabello
Oro bruñido al sol relumbra en vano,
Mientras con menosprecio en medio el llano
Mira tu blanca frente al lilio bello;
Mientras a cada labio, por cogello,
Siguen más ojos que al clavel temprano,
Y mientras triunfa con desdén lozano
Del luciente cristal tu gentil cuello,
Goza cuello, cabello, labio y frente,
Antes que lo que fue en tu edad dorada
Oro, lilio, clavel, cristal luciente,
No sólo en plata o vïola troncada
Se vuelva, más tú y ello juntamente
En tierra, en humo, en polvo, en sombra, en nada.

 

Dineros son calidad (fragmento)   

Elena Kukanova

M. van Reymerswaele, Recaudadores de impuestos (fragmento)

Dineros son calidad
¡Verdad!
Más ama quien más suspira
¡Mentira!

Cruzados hacen cruzados,
Escudos pintan escudos,
Y tahúres muy desnudos
Con dados ganan condados;
Ducados dejan ducados,
Y coronas majestad,
¡Verdad!

Todo se vende este día,
Todo el dinero lo iguala;
La corte vende su gala,
La guerra su valentía;
Hasta la sabiduría
Vende la Universidad,
¡Verdad!

2

Hans-Ulrich Rudel

rudelHans-Ulrich Rudel (2 de julio de 1916 – 18 de diciembre de 1982) fue un piloto alemán de la Luftwaffe, héroe nacional y el soldado más condecorado de Alemania en la Segunda Guerra Mundial.
Volando en un Junkers Ju-87 “Stuka” y en un Focke Wolf Fw-190, realizó 2.530 misiones de combate durante las cuales destruyó 519 tanques y más de 800 vehículos, Se le acreditó también el hundimiento del acorazado ruso Marat.

marat

También se le acreditó el derribo de 9 aviones, 7 cazas y 2 Il-2. Fue derribado o forzado a aterrizar 30 veces, siempre por fuego antiaéreo, nunca por un caza. Fue herido 5 veces y terminó la guerra volando con una pierna ortopédica y la otra enyesada.
Participó activamente en el desarrollo del Ju-87 en rol antitanque en su versión G-1 equipado con dos cañones antitanque de 37 mm.

waistuka

Rafc335a6742045d902aea690ab887101ecibió la Cruz de Hierro II clase, Cruz de Hierro I Clase, Cruz Alemana en Oro, Medalla de Herido en Oro y Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro con Hojas de Roble en Oro, Espadas y Diamantes, único militar en recibirla. También recibió la Medalla de Oro Húngara al Valor.

Su experiencia como piloto la dejó en su libro Piloto de Stukas

índice

2

Damas y halcones

horace vernet

Horace Vernet, Dama argelina cazando con halcón

Émile Jean-Horace Vernet (30 de junio de 1789 – 17 de enero de 1863) fue un pintor francés de batallas, retratos y temas orientalistas árabes. Era hijo del pintor Carle Vernet y nieto del también pintor Claude Joseph Vernet.

– – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – –  – – – – – – – – –

saveli abramovich sorin-elegant-lady-bird-art

Saveli Abramovich Sorin

robert burns

Robert Burns

diogo verissimo

Diogo Verissimo

Renesance-1

anton kaalbach

Anton Kaalbach

A-Lady-In-A-Medieval-Dress-With-A-Bird-Of-Prey

Pintura medieval

33f1b4be3275703249c0d04a4046d854--paintings-i-love-volga

warwick-goble-fairy-tale-illustrations

2

Ilustradores (29 de junio)

David Burroughs Mattingly (29 de junio de 1956) es un ilustrador y pintor estadounidense, conocido por sus más de 2000 portadas de libros de ciencia ficción y fantasía. También es importante su trabajo como artista en los Estudios Disney.

7fe6eb18d956d38e3507f7c1e15ec150--honor-harrington-david-weber

Michael Whelan (29 de junio de 1950) es un artista estadounidense de realismo imaginativo. Ha trabajado por más de 30 años como ilustrador de ciancia ficción y fantasía, especializándo en portadas de libros.

whelan

 

Bobby London  (29 de junio de 1950) es un artista estadounidense de comics y de underground comix and mainstream comics. Su estilo evoca el trabajo de los dibujantes George Herriman y Elzie Crisler Segar.

POPEYE BOBBY LONDON 2_PORTADA

Keno Don Hugo Rosa (29 de junio de 1951) es un artista estadounidense autor e ilustrador de comics. Es conocido por su trabajo con los personajes de Disney Tío Rico y Pato Donald. Entre 1987 y 2006 creó cerca de 90 historias.

don rosa

Yōko Kamio (29 de junio de 1966) es una escritora y artista de manga japonesa. Es famosa por su Boys Over Flowers, por el cual recibió el Premio Shogakukan Manga en 1996. Su trabajo ha sido traducido y distribuído en Asia, Europa y Norteamérica.

yoko kamio

Jean Louis Pesch (29 de junio de 1928) es un artista francés, autor de series del comic como Sylvain et Sylvette. Trabajó en revistas para niños desde 1954: Capucine, Mireille, L’intrepide, Bernadette, Coeurs Vaillants, Ames Vaillantes, Fripounet y Marisette, Le Pelerin, y Tintin. Es creador de muchos personajes y héroes de comic y publicó algunas historias de animales en Fleurus editions.

pesch_jean_louis

2

Abanico

lady_with_an_ivory_fan—Claro que existe una diferencia de bastante peso. En el matrimonio, por ejemplo, se entiende que el marido debe sostener a su mujer, en tanto que ésta tiene la obligación de cuidar y hacer grato el hogar. El hombre debe suministrar los alimentos; la mujer, las sonrisas; en cambio, en el baile los deberes están cambiados: es el hombre quien debe ser amable y complaciente, en tanto que la mujer provee el abanico y la esencia de lavanda. Evidentemente, tal era la diferencia que le impedía a usted establecer una comparación.
(Jane Austen, La Abadía de Northanger)

.

jesus holguera

(Jesús Holguera)

-Que pescó a esa gente… -repitió la señora Gowan, tamborileando con sus dedos en su abanico-. Los encontró… Los descubrió. Dio con ellos…
-No puedo decirle dónde mi amigo el señor Meagles presentó por primera vez a su hija al señor Henry Gowan.
-Sin duda los pescaría en Roma; pero no importa… Y ahora, dígame (entre nosotros, desde luego), es plebeya.
-La verdad, señora -replicó Clennam-, yo mismo soy tan indudablemente plebeyo que no puedo juzgar.
-¡Eso es hablar claro! -comentó la señora Gowan, abriendo su abanico-. De donde infiero que usted opina que los modales de esa chica igualan a su aspecto, ¿verdad?
(Charles Dickens, La pequeña Dorrit)

alexander-roslin

(Alexander Roslin)

Ella se había enmascarado cuidadosamente, como lo imponían las costumbres venecianas. Bajo el pequeño sombrero de tres puntas con lazos de oro, un bauta de seda negra, esa pequeña mantilla bordada en encaje, le cubría la cabeza y caía sobre los hombros del abrigo de satén negro que ocultaba completamente su figura.
Cuando se quitó el antifaz de seda blanca, Marc-Antoine saltó hacia ella con un grito que era más motivo de preocupación que de alegría; Porque el rostro que se mostraba enmarcado en las líneas negras de la bauta era más diáfano que nunca en su palidez. Sus ojos oscuros eran pozos nostálgicos a través de las cuales un alma miraba hacia afuera con dolor y algo de miedo. El temblor de su pecho indicaba una respiración nerviosa y acelerada. Apretaba su mano izquierda, que estaba cerrada sobre un abanico blanco, cuyo marco dorado estaba decorado con joyas.
(Rafael Sabatini, El antifaz veneciano)

japaneseLa joven llevaba un quimono de color melocotón con un ancho cinturón de oro y unas zapatillas también doradas. Blackthorne vio que ella lo miraba. Era evidente que la joven y Omi hablaban de él. No sabía cómo reaccionar ni qué tenía que hacer y, por consiguiente, no hizo nada. Esperó pacientemente gozando con la visión de la mujer y con la pulcritud y el calor de su presencia. Se preguntó si ella y Omi serían amantes, o si ella sería la esposa de Omi, y si era efectivamente real.
Omi le preguntó algo y ella le respondió y agitó el abanico verde que aleteó y brilló al sol, y rió con una risa musical, delicada y exquisita. Omi sonrió y después giró sobre sus talones y se alejó. Volvía a ser el samurai.  (James Clavell, Shogún)

.

edoardo tofano

(Edoardo Tofano)

¡Válgame Dios, qué linda estaba! A sus encantos naturales, duplicados por la dulce emoción que teñía de suave rosicler su rostro, unía el más elegante y gracioso atavío que la fecunda inventiva de una mujer enamorada puede idear. ¡Cómo lucían aquellos incendiarios ojos, que a cada movimiento de sus pupilas dejaban entrever llamaradas del cielo! ¡Qué sonrisa tan deliciosa la de sus rojos labios!, ¡qué gracia en el abanico!, ¡qué caídas las de la mantilla!, ¡qué deslumbradora claridad, qué irradiación de hermosura desde la peineta hasta las puntas de los diminutos pies! Yo estaba trastornado de admiración.
(Benito Pérez Galdós, Memorias de un cortesano de 1815)

.

.

alfred stevens La Dame A L'Eventail

(Alfred Stevens)

LADY WINDERMERE.- Londres está lleno de mujeres que confían en sus maridos. Cualquiera puede reconocerlas. ¡Tienen un aspecto tan absolutamente desdichado! Yo no quiero ser una de ellas. (Apartándose de él.) Lord Darlington, ¿quiere usted devolverme mí abanico? Gracias… Un abanico es una cosa muy útil, ¿verdad?… Tengo necesidad de un amigo esta noche, lord Darlington; no sabía que lo iba a necesitar tan pronto.
LORD DARLINGTON.- ¡Lady Windermere! Yo sabía que este momento iba a llegar algún día; pero ¿por qué esta noche?
LORD WINDERMERE (Aparte.).- Se lo diré. Debo decírselo. Sería terrible que sucediese aquí cualquier escena. Margarita…
PARKER.- ¡Mistress Erlynne!
(LORD WINDERMERE se estremece. Entra mistress Erlynne, muy elegante y muy digna. Lady Windermere aprieta su abanico y luego lo deja caer al suelo. Se inclina fríamente ante mistress Erlynne, quien le devuelve amablemente su saludo, y avanza por el salón.)
(Oscar Wilde, El abanico de lady Windermere)

0

Nubes

linda_blondheim

Linda Bolndheim

Con la descripción de las nubes
debería darme mucha prisa,
en una milésima de segundo
dejan de ser ésas y empiezan a ser otras.
Es propio de ellas
no repetirse nunca
en formas, matices, posturas y orden.
Sin la carga de ningún recuerdo
se elevan sin problemas sobre los hechos.
¡De qué van a ser testigos!,
en un segundo se disipan en todas direcciones.
Comparada con las nubes
la vida parece tener los pies sobre la tierra,
se diría que es inmutable y prácticamente eterna.
Frente a las nubes
hasta una piedra parece un hermano
en el que se puede confiar
y las nubes, nada, primas lejanas y frívolas.
Que exista la gente si quiere,
y después que se mueran uno tras otro,
poco les importa a las nubes
esas cosas
tan extrañas.
Sobre toda tu vida
y también sobre la mía, aún incompleta,
desfilan pomposas igual que desfilaban.
No tienen la obligación de morir con nosotros.
No necesitan ser vistas para poder pasar.
(Wislawa Szymborska)

Graham Gercken

Graham Gerken

No habrá una sola cosa que no sea
una nube. Lo son las catedrales
de vasta piedra y bíblicos cristales
que el tiempo allanará. Lo es la Odisea.
que cambia como el mar. Algo hay destino
cada vez que la abrimos. El reflejo
de tu cara ya es otro en el espejo
y el día es un dudoso laberinto.
Somos los que se van. La numerosa
nube que se deshace en el poniente
es nuestra imagen. Incesantemente
la rosa se convierte en otra rosa.
Eres nube. Eres mar, eres olvido.
Eres tambien aquello que has perdido.
(Jorge Luis Borges)

.

.

renato muccillo

Renato Muccillo

Ayer estaba mi amor
como aquella nube blanca
que va tan sola en el cielo
y tan alta,
como aquella
que ahora pasa
junto a la luna
de plata.

Nube
blanca,
que vas tan sola en el cielo
y tan alta,
junto a la luna
de plata,
vendrás a parar
mañana,
igual que mi amor,
en agua,
en agua del mar
amarga.

Mi amor tiene el ritornelo
del agua, que, sin cesar,
en nubes sube hasta el cielo
y en lluvia baja hasta el mar.

El agua, aquel ritornelo,
de mi amor, que, sin cesar,
en sueños sube hasta el cielo
y en llanto baja hasta el mar.
(León Felipe)

alexander zimin

Alexandr Zimin

Islas del cielo, soplo en un soplo suspendido,
¡con pie ligero, semejante al aire,
pisar sus playas sin dejar más huella
que la sombra del viento sobre el agua!

¡Y como el aire entre las hojas
perderse en el follaje de la bruma
y como el aire ser labios sin cuerpo,
cuerpo sin peso, fuerza sin orillas!
(Octavio Paz)

.

jacob van ruisdael

Kakob van Ruisdael

Nubes vaporosas,
nubes como tul,
llevad l’alma mía
por el cielo azul.

¡Lejos de la casa
que me ve sufrir,
lejos de estos muros
que me ven morir!

Nubes pasajeras,
llevadme hacia el mar,
a escuchar el canto
de la pleamar,
y entre la guirnalda
de olas cantar.

Nubes, flores, rostros,
dibujadme a aquel
que ya va borrándose
por el tiempo infiel.
Se desgaja mi alma
sin el rostro de él.

Nubes que pasáis,
nubes, detened
sobre el pecho mío
la gresca merced.
¡Abiertos están
mis labios de sed!
(Gabriela Mistral)

clouds-mario-pichler

Mario Pichler

¿Qué quieren esas nubes que con furor se agrupan
del aire trasparente por la región azul?
¿Qué quieren cuando el paso de su vacío ocupan
del cenit suspendiendo su tenebroso tul?

¿Qué instinto las arrastra? ¿Qué esencia las mantiene?
¿Con qué secreto impulso por el espacio van?
¿Qué ser velado en ellas atravesando viene
sus cóncavas llanuras que sin lumbrera están?

¡Cuál rápidas se agolpan! ¡Cuál ruedan y se ensanchan
y al firmamento trepan en lóbrego montón
y el puro azul alegre del firmamento manchan
sus misteriosos grupos en torva confusión!

Resbalan lentamente por cima de los montes,
avanzan en silencio sobre el rugiente mar,
los huecos oscurecen de entrambos horizontes,
el orbe en tinieblas bajo ellas va a quedar.
(José Zorrilla)