Ramsés II

Según la Wikipedia, en febrero del año 1300 a de C. nace Ramsés II, tercer faraón de la XIX° Dinastía y quizás el más famoso de los soberanos egipcios. Ramsés II fue llamado con mucha razón “el Grande” y merece ser recordado.
Habiendo ascendido al trono siendo muy joven, gobernó durante 66 años, un reinado largo, documentado entre otros, por el cronista Manetón.

Ramsés II en Qadesh

Ramsés es famoso por varias razones, pero la principal es su incansable afán de construir. Entre sus obras se cuenta la ciudad de Pi-Rameses, en el delta del Nilo, convertida en capital y base militar para sus campañas en Siria. Durante la segunda de sus campañas sirias tuvo lugar la batalla de Kadesh, de resultado indeciso, contra otro gran Imperio, el de los Hititas.
Pero, también es famoso este faraón porque se le considera el más claro candidato a ser “el faraón del Éxodo”, es decir el que permitió de buen grado o no, la salida de los hebreos comandados por Moisés.

Hay razones que sustentan la candidatura de Ramsés II, dice Werner Keller:

Si la fijamos en el año 1290 antes de J.C., apenas podemos equivocarnos, ya que los primeros años de Ramsés II (desde 1301 a 1234) estuvieron en su mayor parte ocupados por una gran actividad constructiva que se desarrolló en la ciudad a la cual dio su nombre, la Rameses de la tradición israelita. La notable coincidencia entre esta fecha y la indicación contenida en el Ex. 12:40, de 430 años (“La estancia de los hijos de Israel en Egipto duro 430 años”; Ex. 12:40), hace suponer que su entrada en Egipto debió de tener lugar hacia el año 1720 antes de la era cristiana, cosa que puede ser casual, pero no deja de ser una coincidencia muy notable.

(Werner Keller, Y la Biblia tenía razón)

Lo de la esclavitud no está tan claro, hay gente que cree que los israelitas fueron obligados a construir las

Ramsés II

pirámides, pero estas habían sido construídas 1500 años antes, pero si que tienen que haber trabajado en las obras del ambicioso Ramsés. Las condiciones, aunque de servidumbre, no deben haber sido tan malas puesto que los hebreos recordaban después:
¡Ojalá hubiéramos muerto en manos de Yahvé en el país de Egipto cuando nos sentábamos junto a la olla de la carne, cuando comíamos pan hasta hartarnos! (Ex. 16:3). ¿Quién nos dará a comer carne? Nos acordamos del pescado que de balde comíamos en Egipto, de los cohombros, melones, puerros, cebollas y ajos… ¿Quién nos dará a comer carne? Ciertamente éramos felices en Egipto (Num. 11:4-5,18).

Pero en fin, de lo que se trata es de Ramsés II. No solo construyó la ciudad de Pi-Ramsés, sino también un enorme templo, el Rameseum, transformó los templos de Tebas y construyó los enormes monumentos de Abu Simbel. Los monumentos causaban la admiración de los viajeros.
Entre los griegos Ramsés II fue conocido como Ozymandias y con ese nombre es que se le encuentra también en la historia y la leyenda:

Abu Simbel

Y no es solo por su tamaño que esta obra merece admiración, sino también es maravillosa por la calidad artística y su excelencia debido a la calidad de la piedra, puesto que se trata de un solo bloque sin una sola grieta. En ella una inscripción dice: 
Soy Osymandias, Rey de Reyes, si alguien quiere saber cuan grande soy y donde descanso, trate de superar una de mis obras. (Diodoro Siculo, Historia)

En el año 1255, Ramsés y su esposa Nefertari inauguraron el complejo arquitectónico de Abu Simbel, cuya construcción duró 20 años, y que refleja cuan grande era la vanidad del Faraón. Fue construído con el doble propósito de impresionar a los vecinos y afirmar la religión egipcia, de la que el faraón, como hijo de Amón, era parte importante. Estos monumentos todavía permanecen, a pesar de haber sido atacados por el tiempo, los elementos y el hombre.

Nefertari fue la esposa principal de Ramsés II, se casó con él antes que ascendiera al trono y permaneció a

Nefertari

su lado hasta su muerte en el año 1250. El amor que le tenía el faraón puede apreciarse en que le haya dedicado un templo en Abu Simbel, en el que su estatua tiene el mismo tamaño que la de Ramsés. Su importancia queda de manifiesto por su presencia en los grandes monumentos y en la posición que asume en su correspondencia internacional, por ejemplo en una carta encontrada en el país de los Hititas.

La gran Reina Naptera de la tierra de Egipto habla así: A mi hermana Puduhepa, la gran reina de la tierra de Hatti. Yo, tu hermana, deseo que estés bien, y también tu país. Ahora, me he enterado de que tú, mi hermana, me has escrito preguntando por mi salud, debido a la buena amistad y la relación fraternal entre el rey de Egipto, el gran Dios de la Tormenta le de la paz, y su hermano, el rey de Hatti, el Gran Rey.
(Joyce Tyldesley, Crónica de las Reinas de Egipto)

Isetnofret

Al morir Nefertari asumió como esposa principal la segunda, Isetnofret, mujer que mantuvo un bajo perfil pero que logró colocar a sus hijos en altos cargos, su hijo Merneptah sucedió a su padre.

Ramsés II murió a los 90 años, dejó el Imperio Egipcio en su máximo esplendor y llegó a ser lo que su inmenso ego requería, el faraón más célebre, un faraón de leyenda.

Como personaje de novelas se encuentra en la serie de Ramsés del escritor francés Christian Jacq. En el cine ha sido representado por Yul Brynner en la película Los diez mandamientos (1856), por Mario Ferrari en Moisés (1974) y por Christofer Lee en Moisés (1995).

Anuncios

8 comentarios en “Ramsés II

  1. Todo un personaje. Para mí es uno del que se han sacado más embustes históricos, aparte de su gran obra y de la que no se puede dudar como tú nos explicas. Por ejemplo, las mentiras que se dicen de su batalla en Kadesh contra los hititas, Egipto dice que resulta victorioso y según las fuentes anatolias aparece como derrotado . Lo único que sabemos de cierto es que dieron para pactar la paz una princesa hitita que quedó prendada de Per-Ramsés.

    Un abrazo y tu cafelito. Felicidades por esta entrada. Genial.

  2. Ramses Ii es uno de los mas grandes también en la auto propaganda, hizo inscribir su nombre en cada templo para que la posteridad creyera que eran suyos. Es verdad que la batalla de Qadesh no le fue favorable, pero eso de mentir es cosa de cualquier gobierno, de todos modos siguió presente en la región de Siria-Palestina. Lo de la princesa Hitita fue un matrimonio político, una mujer más en la corte. En todo caso, solo los templos de Abu Simbel bastan para hacerlo famoso.

  3. tiene que haber sido fascinante haber vivido en le época o en la corte de este faraón
    si uno fuera viajero del tiempo , sin duda me gustaría pasar una temporada en esa época
    y aprender de primera mano y ser testigo de tanto poderío y tanta belleza

    mil gracias por tu huella

  4. Mirando lo práctico, se comía carne, aves (ganso, pato, codorniz) y pescado, por lo general asados. El pan se hacía de trigo, cebada y centeno, los pasteles, de harina con miel, leche, huevos y mantequilla. Como bebida se usaba la cerveza.
    La medicina estaba muy avanzada y se contaba con más de veinte especialidades, los médicos egipcios eran muy solicitados en el extranjero.
    Vestirse no era nada complicado, se usaba poca y esta era semitransparente debido al clima.
    Los egipcios eran muy limpios y gustaban de bañarse a menudo. Los cosméticos incluían cremas para la piel, cremas reductoras, pintura para los ojos. También se depilaban.
    Parece que no se vivía del todo mal y con el faraón construyendo por todas partes no faltaba el trabajo.

  5. Siento confesar que lo que poco que conocía de Ramsés ha sido precisamente a través del cine. Así que ahora, leyendo tu post, siempre aprendo algo más al respecto ya no solo en este caso sino en la mayoría de todo lo que nos compartes.

    Buen domingo!!!

  6. Creo que a Ramses II se le conoce por el cine o por su momia, que aparece a veces en alguna revista. Pero es interesante saber que fue un gran faraón, porque en el cine hace de malo y la momias son sus restos. Pero de su obras tan solo los templos de Abu Simbel ya dan una muestra de lo que hizo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s