Venecia

No existe ningún registro que de razón de la fundación de Venecia, y esto es lógico porque el poblamiento de las islas debió ser un proceso gradual y largo.
Pero la tradición identifica la fundación de la ciudad con la dedicación de su primera iglesia, la de San Giacomo, hecho que se dice ocurrió a las 12 del día del 25 de marzo del año 421.
De ahí en adelante creció hasta convertirse en una potencia naval y comercial en el Mediterráneo, comenzando a declinar solo cuando los portugueses abrieron sus rutas comerciales hacia el Oriente. Venecia fue una de las ciudades más refinadas de Europa, y su influencia en las artes, la música, la arquitectura y la literatura es notable. Venecia mantiene todavía el aura de su interesante y romántico pasado.

Gondoliers jeffrey dale starr

Jeffrey Dale Starr, Gondoleros

Querido señor Clennam: 
Le escribo desde mi propia habitación en Venecia, pensando que le agradará recibir noticias mías; con todo, sé muy bien que no puede experimentar tanto placer al recibir mi carta como lo experimento yo al escribírsela, pues no debe echar nada de menos… si no es mi ausencia, lo que sólo notará alguno que otro momento, mientras que mi vida ha cambiado de tal manera, que son muchas las cosas que extraño…
(Charles Dickens, La pequeña Dorrit)

7-venice-leonid-afremov

Leonid Afremov, Venecia

Los hombres de Torcello eran todos grandes marinos. Así que llevaron las piedras de todas sus casas en barcas, barcas como ésa que pasa por allí, y construyeron Venecia -el coronel se detuvo. Tras una breve pausa, preguntó-: ¿Le estoy aburriendo, Jackson?
-No, mi coronel. No tenía la menor idea de quienes fueron los fundadores de Venecia.
-Fueron los hombres de Torcello. Gente recia y con buen gusto para los edificios.
(Ernest Hemingway, Al otro lado del río y entre los árboles)

the-grand-canal-summer

El Gran Canal

Era el alba cuando dijo—: Sir, ahora te he hablado de todas las ciudades que conozco.
—Queda una de la que no hablas jamás.
Marco Polo inclinó la cabeza.
—Venecia —dijo el Kan.
Marco sonrió.
—¿Y de qué otra cosa crees que te hablaba?
El emperador no pestañeó.
—Sin embargo, no te he oído nunca pronunciar su nombre.
Y Polo:
—Cada vez que describo una ciudad digo algo de Venecia.
—Cuando te pregunto por otras ciudades, quiero oírte hablar de ellas. Y de Venecia cuando te pregunto por Venecia.
—Para distinguir las cualidades de las otras, debo partir de una primera ciudad que permanece implícita. Para mí es Venecia.
—Deberías entonces empezar cada relato de tus viajes por la partida, describiendo Venecia tal como es, toda entera, sin omitir nada de lo que recuerdes de ella.
(Italo Calvino, Las ciudades invisibles)

a-evening_in_venice-1407635

Atardecer en Venecia

Rara vez me quedaba en casa al anochecer, pues cuando trataba de ocuparme en mis habitaciones, la luz de la lámpara atraía una multitud de insectos molestos, y hacía demasiado calor para cerrar las ventanas. Por tanto, pasaba las últimas horas o bien en el agua (la luz de la luna en Venecia es famosa) o en la espléndida plaza que sirve como vasto atrio a la extraña y vieja basílica de San Marco. Me sentaba ante el café de Florian, tomando helados, oyendo música, hablando con conocidos: el viajero se acordará de cómo la inmensa acumulación de mesas y sillas se extiende como un promontorio penetrando en el liso lago de la Piazza.
(Henry James, Los papeles de Aspern)

1424811-bigthumbnail

Haixia Liu, Venecia, Café despues de la lluvia.

—El problema —respondió Laura— estriba en que es difícil dejar de pasear por Venecia una vez se ha empezado. Sólo hasta el próximo
puente, decimos, y aparece el siguiente, igual de incitante. Estoy segura de que no hay restaurantes por aquí. Hemos llegado casi a aquellos jardines públicos en que se celebra la Bienal. Retrocedamos, conozco un restaurante que está por los alrededores de la iglesia de San Zacaría;
hay una callejuela que conduce allí.
(Daphne du Maurier, No mires ahora)

Anuncios

2 comentarios en “Venecia

  1. Hola, vengo a ver tu nuevo espacio, con la rabia de saber que te han cerrado el anterior, ha tenido que ser un error, no creo que haya sido por envidia, porque tu blog era precioso. No se como me puedo hacer seguidora, ya me contarás.
    Gracias por avisarme. Un abrazo sincero

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s