Plutón

o-PLUTO-CHARON-570

Primera fotografía en colores de Plutón y su satélite Caronte

En 1906, Percival Lowell dió impulso a un proyecto de búsqueda de un posible noveno planeta, al que se llamó “Planeta X”. La búsqueda duró hasta la muerte de Lowell en 1916. La búsqueda se reanudó en 1929, a cargo del joven astrónomo Clyde Tombaugh, quién, el 13 de marzo de 1930 confirmó el descubrimiento del noveno planeta.
Los nombres propuestos fueron tres: Minerva, Cronos y Plutón, y el 24 de marzo se decidió que fuera Plutón, nombre que se anunció el 1° de mayo de 1930.
Actualmente Plutón no tiene la categoría de planeta, puesto que quedó clasificado como planeta enano. formando grupo con otros menos conocidos como son: Ceres, Eris, Haumea y Makemake.
Plutón está formado por hielo y roca y su atmósfera consiste de nitrógeno, metano y dióxido de carbono. Tiene cinco satélites reconocidos hasta el momento: Caronte, descubierto en 1978, Nix e Hidra en 2005, Cerbero, en 2011 y Stigia, descubierto en 2012.

Charon_painting

Visión artistica de Caronte desde la superficie de Plutón

—Esos seis hombres —continuó— reequiparon una planetonave corriente y han realizado con ella una hazaña sin par. Descendieron al fondo de un verdadero infierno, soportando la densa atmósfera neono-metánica en Plutón. Volaban entre tempestades de nieve amoniacal, con riesgo de estrellarse a cada instante, en la oscuridad, contra las gigantescas agujas de hielo de agua, firme como el acero. Y lograron hallar un lugar en que asomaban unas montañas. El enigma de Plutón ha sido al fin resuelto: ese planeta no pertenece a nuestro sistema solar. Fue capturado por él al paso del Sol a través de la Galaxia. Ésa es la causa de que su densidad sea bastante mayor que la de todos los demás planetas lejanos.
Los exploradores han descubierto minerales raros, de un mundo completamente ajeno. Pero más importante aún es que, sobre una cordillera, se han hallado vestigios de unas edificaciones, casi completamente destruidas, que testimonian la existencia de una civilización antiquísima.
(Iván Efremov, La nebulosa de Andrómeda)

pluto hubble

Fotografía de Plutón y Caronte, obtenida por el Telecopio Hubble

Esto tenía que ser el F124.
Pero no podía serlo. En el sistema había un mundo de más, y no tenía suficientes asteroides.
Greenberg se acordó de que Plutón se suponía que era un polizón en el sistema solar. Había algo raro en su órbita y cierta discrepancia matemática en su tamaño. Quizá fue capturado por el Sol antes de que él se despertara. ¿En trescientos años? Era muy improbable. Kzanol levantó la cabeza y su rostro ahora denotaba terror. Sabía perfectamente bien que trescientos años era su límite más bajo. El cerebro le había dado un viaje de trescientos años utilizando la mitad de la potencia de la nave. Debió estar sepultado durante mucho más tiempo.
(Larry Niven, El mundo de los Ptavvs)

PlutoPlanet

Plutón y Caronte a través de la visión de un artista.

Los planetas interiores fueron revisitados después de una ausencia de cuatro siglos, y se hicieron los primeros viajes a los exteriores, culminando con la expedición a Plutón de 2668 y el asombroso descubrimiento allí de criaturas vivas. “Plutón tiene vida”, fue el sorprendente, inolvidable mensaje de los viajeros, quienes describieron criaturas parecidas a cangrejos, miles de ellos en la fría, centelleante luz del día de Plutón, dispersados, tan inmóviles como piedras, a lo largo de la playa de un mar de metano, con conchas gruesas, suaves, grises, de textura cérea y un gran número de patas articuladas. No se observaron signos de vida en ellos, ni siquiera cuando fueron importunados. Pero unos días después llegó la fría noche plutoniana, trayendo con ella una caída a dos grados Kelvin, y empezaron a arrastrarse lentamente.
Evidentemente su estado habitual era un estado de letargo excepto a temperaturas de unos pocos grados por encima del cero absoluto.
(Robert Silverberg, La historia de Plutón)

Encounter_01_lg

Visión artística de la nave New Horizons orbitando a Plutón. La misión llegará a Plutón el 14 de julio de 2015.

No nos estaban hablando de la Tierra ni de Minerva… ¡Estaban hablándonos de la luna de la Tierra o de Minerva! Unos hechos nos decían que se trataba de la Luna de la Tierra mientras otros nos decían que se trataba de la luna de Minerva. En tanto insistiéramos en introducir inconscientemente la noción de que las dos lunas eran diferentes, el conflicto entre ambos conjuntos de datos no podía resolverse. Pero si, ateniéndonos a las imposiciones lógicas de la situación, introducimos el postulado de que ambas lunas eran la misma, el conflicto desaparece.
La audiencia parecía conmocionada.
–Claro… claro… -murmuraba alguien en la primera fila, un poco para sí mismo y un poco en voz alta.
–Todo lo que queda es reconciliar estas proposiciones con la situación que tenemos hoy día frente a nosotros. También nos queda una sola explicación posible. Minerva estalló y se dispersó transformándose en el cinturón de asteroides. La mayor parte de su masa, estamos bastante seguros, fue arrojada hacia las regiones exteriores del sistema solar y se transformo en Plutón. Su luna, aunque muy maltrecha, quedo intacta.
Durante la conmoción gravitacional que se produjo al estallar el planeta primario, el impulso del satélite se redujo y su órbita se fue aproximando al Sol.
(James P. Hogan, Herederos de las estrellas)

1024px-ESO-L._Calçada_-_Pluto_(by)

Imagen de la superficie de Plutón, generada por computador, con su halo atmosférico y Caronte y el Sol en el horizonte.

-En Plutón, desde luego. Es un sitio muy bonito, Plutón. Es un lugar de veraneo.
-Cállate. Haz que se mueva.
-Despierta, muchacho. No querrás que él se impaciente.
¡Plutón! No podía ser; nadie puede ir tan lejos. Pero si todavía no se había intentado llegar a las lunas de Júpiter. Plutón estaba mucho más lejos que…
Mi cerebro no funcionaba. La experiencia que acababa de padecer, me había conmocionado tanto que no podía aceptar el hecho de que esta misma experiencia demostraba que estaba equivocado.
¡Pero Plutón!
(Robert A. Heinlein, Consigue un traje espacial. viajarás)

Anuncios

2 comentarios en “Plutón

  1. Muy interesante. No sabía que Plutón ya no era considerado un planeta propiamente dicho.
    En 2006 se decidió clasificar como planeta enano.
    Gracias por seguir desasnando!!

    • El haber sido clasificado antes como planeta, mantiene a Plutón en el conocimiento de la gente, pero comparte la cetagoría de planeta enano con un buen número de cuerpos, por ejemplo Eris, que no lo conoce nadie pero que es ligeramente más grande que Plutón e incluso tiene un satélite, Disnomia (si los planetas enanos más grandes recuperaran el nombre de planetas, Eris sería el 10° en el Sistema Solar).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s